Una entrevista con Nataasja Saint-Satyr

Artista visual, cantante, diseñadora, escritora y co fundadora de Prayers From L.A.
Por: 
Vicente Jáuregui @VicentJauregui
Foto: Archivo del artista. Ene 17, 2017

El arte acompaña cada paso en la vida de Nataasja Saint-Satyr. Desde que tiene uso de razón, su entorno siempre ha estado rodeado de músicos, performanceros, escritores, diseñadores, pintores, artistas visuales. Y no es para menos: a los 8 años, su padre la llevó a un club, un espacio donde descubrió la fascinación del escenario y el poder que representa tener un público enfrente. Con determinación, subió a la tarima a esa edad con la emoción de alguien que ha descubierto su futuro. Aunque no se considera cantante, sino artista en el sentido más amplio de la palabra, acá les presentamos una sesión que grabó en el estudio de La Banda Elástica, acompañada solamente de la guitarra acústica de Demian Galvez, reconocido guitarrista mexicano al frente de Los Dorados y Centavrvs, además de ser guitarrista para Ely Guerra y León Larregui. Entrevistamos a Nataasja para hablar sobre música y sobre Prayers In LA, una comunidad artística que ayudó a consolidar junto a Margaret Garcia, quien tiene una manera muy peculiar de proyectar el mundo del arte. Acá la charla que tuvo con La Banda Elástica

 

¿Cuáles son tus primeros recuerdos musicales?

Desde que recuerdo soy una performer. Siempre y a donde quiera que voy, me rodea gente que hace música, arte, etc. (ríe). De chica me pidieron que hablara con gente mayor y me gustó mucho esa conexión. Desde esa edad ya disfrutaba mucho estar frente a la gente cantando o actuando en teatro, sentía que era buena y además me hacía muy feliz. Además, tenía siempre gente impulsándome a dibujar, escribir, cantar, actuar. Eso fue de gran ayuda. Mi padre tuvo mucho que ver. Aunque no teníamos mucho contacto, nos llevaba a venues desde los 8 años. Por él conocía a músicos que después me invitaban a cantar al escenario siendo una niña.  En la escuela yo era la encargada de cantar el himno nacional, cosas por el estilo (ríe). Desde entonces no he parado, sobre todo desde secundaria y prepa, cuando comencé a tomarlo más en serio. Hice un pequeño estudio personal en el clóset de mi cuarto con una four track y un estéreo.

 

Es una historia en la que se cruzan todo tipo de disciplinas, ¿tú cómo te visualizas más a ti misma?

Me considero más una artista que un músico. De hecho, veo mi voz como una maera de comunicarme con la gente. Siempre estoy diseñando, dibujando, haciendo art media, libros, muchas cosas. Aunque en términos musicales, nunca pararé.

 

Escuché un cover que hiciste de Bob Marley, ¿es el reggae una de tus principales influencias, o estás abierta a todo tipo de cosas?

Me gustan muchas cosas. Para mí, la música es algo visceral, no importa si es folk, rock, punk, jazz, el motown, me gustan muchas cosas, la música experimental. Amo a Björk, es una gran influencia. Soy muy abierta y esperanzadamente honesta con las emociones que transmito.

 

¿Cómo surgió “Kissing the distance”, la canción que interpretaste en la sesión con La Banda Elástica?

Es una canción hermosa que surgió en una colaboración con Demian, la canción resonó conmigo y surgió de manera hermosa. Le envié la melodía y le gustó mucho, así que le puso la música. Me gustó mucho cómo quedó grabada, es puro sentimiento.

 

Cuéntamos sobre Prayers In LA, una organización de la que formas parte, y que tiene por objeto reunir artistas con una visión comunitaria muy diferente del arte.

Es una organización sin fines de lucro enfocada en arte visuales y performers de todo tipo. Además de ser mi mentora, Margaret García, me insipiró a pintar y cantar de joven. En un punto de 2015 nos reconectamos y me habló del concepto de Prayers. Su idea está basada en pequeñas obras que representaran los deseos, aspiraciones, añoranzas de cada artista de manera positiva. Me pareció hermoso y pensé que muchos artistas podrían participar para la comunidad, además de tener promoción y expresar cultura, comunidad. La idea es tener grupos de teatro, comediantes, performers de todo tipo involucrados. La idea es reunir gente con sentido comunal en un espacio. Todo se genera con donaciones y el trato es de 50% para los artistas /  50% para la comunidad. Espero que siga creciendo y con el tiempo se convierta en algo que pueda hacerse alrededor del mundo.

 

Es muy interesante su planteaminto, sobre todo porque el arte suele ser muy elitista y ustedes por el contrario son un proyecto incluyente.

¡Sí! Nosotros somos lo opuesto, no estamos en lo comercial, ni nos guiamos por el ego, nos interesa regresar a lo que somos, volver a las raíces que son el trabajo de arte comunal. Somos inclusivos porque creemos que es posible.

 


ESCUCHA "KISSING THE DISTANCE" DE NATAASJA SAINT-SATIR FT DEMIAN GALVEZ:


 

Comenta con Facebook

¿Te lo perdiste?

Back to Top